Canal RSS

Balada de Hans y Jenny (Aquiles Nazoa)

Publicado en

Verdaderamente, nunca fue tan claro el amor como cuando Hans Christian Andersen amó a Jenny Lind, el Ruiseñor de Suecia.

Hans y Jenny eran soñadores y hermosos, y su amor compartían como dos colegiales comparten sus almendras.

Amar a Jenny era como ir comiéndose una manzana bajo la lluvia. Era estar en el campo y descubrir que hoy amanecieron maduras las cerezas.

Hans solía contarle fantásticas historias del tiempo en que los témpanos eran los grandes osos del mar. Y cuando venía la primavera, él le cubría con silvestres tusílagos las trenzas.

La mirada de Jenny poblaba de dominicales colores el paisaje. Bien pudo Jenny Lind haber nacido en una caja de acuarelas.

Hans tenía una caja de música en el corazón, y una pipa de espuma que Jenny le diera.

A veces los dos salían de viaje por rumbos distintos. Pero seguían amándose en el encuentro de las cosas menudas de la tierra.

Por ejemplo, Hans reconocía y amaba a Jenny en la transparencia de las fuentes y en la mirada de los niños y en las hojas secas.

Jenny reconocía y amaba a Hans en las barbas de los mendigos y en el perfume del pan tierno y en las más humildes monedas.

Porque el amor de Hans y Jenny era íntimo y dulce como el primer día de invierno en la escuela.
Jenny cantaba las antiguas baladas nórdicas con infinita tristeza.

Una vez la escucharon unos estudiantes americanos, y por la noche todos lloraron de ternura sobre un mapa de Suecia.Y es que cuando Jenny cantaba, era el amor de Hans lo que cantaba en ella.

Una vez hizo Hans un largo viaje y a los cinco años estuvo de vuelta.

Y fue a ver a Jenny y la encontró sentada, juntas las manos, en la actitud tranquila de una muchacha ciega.

Jenny estaba casada y tenía dos niños sencillamente hermosos como ella.

Pero Hans siguió amándola hasta la muerte, en su pipa de espuma y en la llegada del otoño y en el color de las frambuesas.

Y siguió Jenny amando a Hans en los ojos de los mendigos y en las más humildes monedas.

Porque verdaderamente, nunca fue tan hermoso el amor como cuando Hans Christian Andersen amó a Jenny Lind, el Ruiseñor de Suecia.

(Aquiles Nazoa, poeta venezolano)

About these ads

Acerca de arlovich

Estoy siendo el que no había sido. Y así seré el que antes no era. Así de simple.

»

  1. ah esta si la conocía, claro, de la misma loca que me enseño lo más bello de zaratustra: la vaca multicolor :)

    la balada es simplemente hermosa…

    buajaja voy a hacer que tu ínsula secreta no sea tan secreta, saludos lomeños :)

    Responder
  2. Hola, lobo, este sitio tiene el encanto de las cosas perdidas como este poema de Aquiles, por allá en las calles y noches de Santa Inés, des-bordando lunas, de vez en cuando en aguaceros torrenciales se nos bañaba el alma en vilo de las cosas cotidianas… cada quien colgándose de árboles para alcanzar la luna, se desbordaba el río y este país que no encuentra las orillas…, gracias lobo por esta página…

    Responder
  3. Qué bello, Alberto, gracias por subirme a los árboles para alcanzar la luna. No la luna en el reflejo del estanque, como el Li Tai Po que me enseñaste a leer.

    Abrazos desde las ínsulas.

    Responder
  4. este es una obra espectacularmente preciosa este poema quiere decir que en cualquier lugar cualquier frontera o pais siempre vamos a amr a la persona que se quiere y estamos enamorado

    Responder
  5. es lo mas bello creado por ese hombre maravillos el amor es asi no tiene frontera.
    cuanta faltas nos hace Aquile Nazoa en estos tiempos

    Responder
  6. bueno digo opino aquiles nazoa fue un hombre humilde muy autodidacta escribió muchas poesía libros de una literatura de primera linea era de una gran trayectoria desde pregonero escritor cuentista humorista y pare de contar atte andres camacaro

    Responder
  7. Edulman Hardy M

    Este poema resume lo que es el amor, que es más que una unión carnal, que un deseo, que una idea aferrada a viejos dogmas, que una vida a lo Penelope. El amor es una espiritualidad cargada de bendición que solo la da la vida.
    Gracias Nazoa por esta balada para el amor

    Responder
  8. una historia muy linda

    Responder
  9. Tengo una preocupación de que estemos matando a Aquiles por no publicarlo, en las ferias del libro no está, no se han editado nunca mas sus libros y para encontrar alguno, hay que buscarlo en remates, a ver si con suerte consigues uno viejo, Gracias por darle vida a Aquiles y gracias a Aquiles por tanta hermosura.

    Responder
  10. coma mierda

    Responder

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

%d personas les gusta esto: